sábado, 6 de diciembre de 2014

AUTORIZACIÓN MENORES PARA PARTICIPAR EN EL CONCURSO CUENTOS PARA UN CROSS


AUTORIZACION


D. ___________________________________, con D.N.I. ___________,
padre, madre o tutor de _______________________________________
autorizo a mi _________ a participar en II Certamen de Relatos Cortos “Cuentos para un Cross” organizado por el Ayuntamiento de Venta de Baños y la Asociación Cultural “El Lampo”

En ___________________, a  ___ de ____________ de  201__






Fdo.: _____________________

II Certamen de Relatos Cortos “CUENTOS PARA UN CROSS” (HASTA EL 19 DE DICIEMBRE)

XXXV Cross Internacional de Venta de Baños
II Certamen de Relatos Cortos “CUENTOS PARA UN CROSS”

Bases
1. Podrán participar todos aquellas personas que lo deseen.
2. Se establecen 3 categorías:
A.     Niños nacidos en el año 2002 al 2009, ambos Incluidos
B.     Jóvenes nacidos en el año 1997 al 2001, ambos Incluidos
C.    Adultos nacidos en el año 1900 al 1996, ambos Incluidos
3. El trabajo será original, inédito y nunca premiado anteriormente.
4. El tema del concurso será el deporte y la vida en todos sus aspectos.
5. Teniendo el siguiente MICRORRELATO COMO REFERENCIA:
Mucho tiempo después recordaría aquel día como uno de los más importantes de su vida. La carrera en la que quedó segundo pudiendo haber tocado la gloria.
Deberá construir una historia con sentido y que no exceda los dos folios por una cara (título incluido).
El relato llevará incorporado el microrrelato, integro o una parte, anteriormente citado, que se establece común y único para todas las categorías.
El relato puede si así se quiere dar respuesta a las siguientes preguntas (de forma implícita o explícita):

-      quién era el protagonista (características)
-      qué le sucedió
-      cuándo ocurre
-      dónde desarrolla la acción
-      qué hizo/dijo/pensó
-      quienes estaban allí
-      qué hicieron o dijeron
-      quiénes le ayudaron o no
-      cómo consigue cumplir su objetivo
-      cómo acaba todo

6. Presentación de los relatos.
a)   Los trabajos se realizarán en hojas tamaño din-A4, tipo de letra arial12, a doble espacio y por una sola cara.
b)   Se presentarán en un sobre grande cerrado en el que figurará (en el anverso) el título del trabajo y la categoría a la que pertenece la persona que lo presenta (A, B o C).
c)   Además, dentro de este sobre se introducirá otro sobre pequeño que incluirá nombre y apellidos, fecha de nacimiento, nº de DNI, dirección postal y electrónica, y teléfono; en el que figurará igualmente el título y la categoría.
Si es menor de edad, se deberá acompañar autorización de un adulto (padre, madre o tutor) que se podrá descargar de la web o recoger en el Patronato Municipal de Deportes.

7.   Las obras se entregarán en el Patronato Municipal de Deportes (Avda. Valladolid 25, Venta de Baños 34200), en horario de lunes a viernes de 9,30 a 13,30 h., miércoles de 18,00 a 19,00 h., martes y viernes de 18:00 a 20:00 h o enviar por correo certificado.
8.   El plazo de admisión finalizará el día 19 de diciembre de 2014 a las 20 h.
9.   El jurado tendrá relación con el mundo de las letras, el deporte o Venta de Baños y será elegido por la organización. Su composición se hará pública durante el acto de entrega de premios.
10. El fallo del jurado se comunicará convenientemente a las personas que resulten premiadas y a los medios de comunicación. No se mantendrá correspondencia con los participantes.
Será inapelable, correspondiéndole al Jurado resolver cualquier circunstancia no prevista en estas bases.
11. Los relatos premiados y no premiados pasarán a ser propiedad del Ayuntamiento de Venta de Baños con cesión de los derechos de reproducción y exposición, siempre de acuerdo con los términos previstos por la Ley de la Propiedad Intelectual, y ello, a los únicos efectos de preservar a esta institución de devenir en futuras consecuencias legales o pecuniarias.
12. La organización podrá publicar las obras presentadas en cualquier soporte y transmitir en cualquier medio los trabajos, los participantes le ceden gratuitamente los derechos editoriales de reproducción, distribución y transformación, comunicación pública.
La organización se compromete a citar al autor del relato.
13. Los concursantes se responsabilizan totalmente de que no existan derechos de terceros en las obras presentadas así como de toda reclamación por derechos de imagen.
14. La resolución del presente certamen tendrá lugar antes del día 31 de Enero de 2015.
15. La participación en este certamen supone la total aceptación de las presentes bases.
16. Los premios están dotados de
1er premio (A)    75€ + libro                 2º premio (A)  50€ + libro                 3º premio (A)   libro
1er premio (B)  125€ + libro                 2º premio (B)  50€ + libro                 3º premio (B)   libro
1er premio (C)  150€ + libro                 2º premio (C)  50€ + libro                 3º premio (C)   libro




ORGANIZA:
A.C. EL LAMPO
CROSS DE VENTA DE BAÑOS
C.D. PISUERGA Venta de Baños
AYUNTAMIENTO DE VENTA DE BAÑOS
                                                                         

                                                                             

miércoles, 19 de noviembre de 2014

EL LAGO LAMPO EN OTOÑO (INFANTIL, VADOCONDES. CRA RIBERDUERO)




EL LAGO LAMPO

            Había una vez un lago que se llamaba Lampo, y en mitad del lago un árbol casi sin hojas ya que era otoño, y estaba triste por eso. En el lago había muchos patos y le preguntaban que por qué estaba triste, entonces decían los patos:
-Ya veo que el lago se lleva tus hojas porque acaba de empezar el otoño, nosotros no podemos ayudarte, si pudiéramos te ayudaríamos. Pero si te arrancamos de aquí te matamos y nadie te verá tan bonito en el lago.
El árbol dijo:
-Sé que molesto al lago Lampo, si pudiera estar al lado del lago vendrían niños a echarme un poco de agua o la lluvia, y si me echan un poquito más de agua estaré grande y fuerte.
Los patos le preguntaron:
-¿Eres un peral, un manzano o que eres?
Entonces, un pez salió y le puso una castaña en una rama porque el pez sabía que era castaño, y el pez era bueno pero sus papás eran malos. Y sus papás intentaron quitarle la castaña al árbol, pero como no pudieron saltar tan alto no la pudieron coger. Después, pasó un tren que había al lado del lago Lampo, que venía cargado de hojas porque tenía remolques y se paró el tren, bajó el señor cogió unas pocas hojas y se las puso al árbol y también castañas. Se murieron los peces malos, los papás del pez bueno. Al final, todos los que ayudaron al árbol le dijeron que estaba muy bonito así y  le dijeron adiós, y le volvieron a visitar. Y el lago Lampo y el árbol se hicieron amigos para siempre, y construyeron un puente para que los niños pudieran verle todos los días.


Y colorín colorado, este cuento se ha acabado.

domingo, 26 de octubre de 2014

LEÓN, EL ÁRBOL (INFANTIL FUENTESPINA, CRA RIBERDUERO)


Un nuevo OTOÑO, un nuevo cuento con el microrrelato de la estación, esta vez imaginado por los niños de INFANTIL de FUENTESPINA (CRA RIBERDUERO).



Había una vez un árbol que no se parecía a ningún otro árbol. Era especial, grande y bonito. Vivía cerca del patio de un colegio y lo que le hacía diferente era su pelo. Tenía pelo y por eso se llamaba León. Un día oyó una voz muy enfadada que decía: 
- ¿Quién ha pintado todo de marrón y naranja? ¿Quién me ha dejado sin nada que Hacer? ¿Han sido los niños de la escuela? 
Los niños no habían sido, eso lo sabía muy bien León, el árbol, que estaba realmente triste porque había ido perdiendo sus hojas. 
Un día, un niño astuto se acercó a él: 
-¿Por qué estás triste, León?, dijo el niño.
- Porque he perdido todas mis hojas.
- ¿Y por qué no te pegas las hojas con pegamento, como nosotros en el cole?
- ¡Pues qué gran idea! ¿Pero cómo lo haré? No puedo moverme de aquí para comprar el pegamento.
- No te preocupes, le dijo el niño astuto. Yo te ayudaré. Y también todos mis compañeros.
Y de este modo el árbol León dejó de estar triste por sus hojas perdidas, recuperó sus queridas hojitas y volvió a sonreir. El OTOÑO seguí enfadado porque alguien se adelantó y pintó todo de marrón y naranja, pero esa ya es otra historia que os contaremos otro día.
¡Y colorín colorado, el micro de este OTOÑO se ha acabado!

sábado, 5 de abril de 2014

Microrrelatos en el CPEIP Pradera de la Aguilera



El pasado lunes, tuve el honor de compartir mi experiencia con compañeros del colegio Pradera de la Aguilera de Villamuriel en Palencia.

Después de contarles como surgió el trabajo con los micros en el cole y el libro " No me cuentes cuentos, cuéntame microrrelatos ... ", decidimos ponerlo en práctica e inventamos una historia sobre el micro de la Primavera.

David, el director, me envió el resultado. Tuvimos la colaboración de dos grandes, Hugo y Leire, que tímidamente nos dibujaban la historia. Espero que os guste tanto como a mi, estar con compañer@s esa tarde y el resultado.

Mil gracias a tod@s por el cariño, el tiempo. Me sentí como en casa. David, el director, un grande, en mayúsculas.

Os dejo el enlace.


LAS AVENTURAS DE DINO 


(Un cuento inspirado en las geniales ideas de Hugo y Leyre)

Había una vez un dinosaurio de color naranja llamado Dino. Era mucho más grande de lo que nos podamos imaginar pero, a pesar de su tamaño, era un dinosaurio muuuuuuy tímido. Con sus amigos era cariñoso, bromista, juguetón,... Especialmente le gustaba cuando jugaban al ajedrez, o cantaban todos juntos.

Pero si algo le gustaba de verdad a Dino era... ¡¡COMER!! Se podría decir que Dino era el dinosaurio más glotón de la Tierra, sobre todo cuando se trataba de comer dulces, y mejor ni mencionamos su comida favorita... ¡¡Las manzanas de caramelo!! Ummmmm.

Como hemos dicho, Dino era un dinosaurio muy tímido, y cuando estaba con gente que no conocía no solía hablar mucho (y ni se le ocurría cantar, claro). Pero había algo que Dino odiaba, y era que la gente le dijera que era un patoso, y esa frase que tanto odiaba: "tú eres muy grande y lento para hacer esto"... Aquella frase le hacía enfadar un montón, y en esos momentos se podía ver al Dino más gruñón; y creedme cuando os digo que no os gustaría ver a un dinosaurio enorme como él cuando estaba enfadado...

Nuestro amigo Dino vivía en una cueva debajo de un puente. Al lado de ese puente había un camping que estaba repleto de niños en aquella época del año. A Dino le gustaban los niños (y las gominolas que llevaban los niños también...) pero hacia ya muchos años que había decidido no visitar el camping en busca de compañeros de empacho dulzón, porque los niños no parecían alegrarse mucho cuando le veían llegar.

Al otro lado del puente no había casas, ni gente, y Dino disfrutaba por las mañanas dando laaaargos paseos por la orilla del río.

Una mañana, mientras recorría lentamente su paseo matutino, se encontró con una dinosauria (guapísima, de un color verde pistacho que le resultaba divertidísimo a Dino). Cuando él se acercó a saludarle, la dinosauria se tocó la barriga, produjo un ruido muy extraño, y... ¡¡Puso un huevo!!

No sólo Dino se quedó alucinado, sino que ella también. Cuando el dinosaurio se atrevió por fin a preguntarle por el huevo, ella dijo que no tenía ni la menor idea de cómo había ido a parar ese huevo al interior de su cuerpo...

Nuestro tímido protagonista estaba a punto de preguntarle su nombre a la guapa y sorprendente dinosauria cuando ambos escucharon un nuevo ruido (este no tan extraño) que hizo que ambos dirigieran sus miradas al mismo sitio... El huevo se estaba rompiendo, y de él, poco a poco fueron saliendo las manos y la cabecita de un precioso bebé dinosaurio... ¡¡De color "rosa-chicle"!!

Las caras de Dino y su nueva amiga eran dignas de haberles hecho una estatua... Estaban aaaaaalucinando. ¿De dónde había salido ese bebé dinosaurio? ¿Qué podrían hacer ellos dos con él?... La lluvia les sorprendió haciéndose otras mil preguntas como estas. Y lo que empezó como una pequeña tormenta de verano, se convirtió pronto en un chaparrón de gotas gordas y contundentes.

El bebé no estaba preparado para recibir ese "remojón", así que Dino y su recién estrenada compañera de aventuras no lo dudaron ni un segundo, no les hizo falta más que una mirada para saber lo que tenían que hacer: Sus enormes manos (la dinosauria verde de quien aún desconocemos el nombre era de un tamaño similar a Dino) se unieron por encima del bebé dinosaurio y le protegieron de la lluvia mientras los tres iban avanzando en esta "cabaña móvil" hacia la cueva de Dino.

Lo que les ocurrió cuando estaban a punto de llegar a la cueva es aún más alucinante que todo lo que has leído hasta ahora... Pero eso lo contaremos en otra ocasión...

FIN



viernes, 17 de enero de 2014

CUENTAGOTAS EN LA CLASE DE INFANTIL, CEIP VIRGEN DE ESCUDEROS (BURGOS)

(TRANSFORMAR MICROS)
EL AGUA ESTABA EMOCIONADA.
POR FIN HABÍA LLEGADO EL INVIERNO. POR FIN PODÍA LLORAR.


MARIA GRACIA ESTABA EMOCIONADA. POR FIN LE HABÍAN TRAÍDO JUGUETES.
POR FIN PODÍA JUGAR.

CADA UNO ESCRIBIRÁ SU MICRO TRANSFORMADO. PERO DE MOMENTO RESPONDEREMOS A ESTA PREGUNTA:
¿POR QUÉ O CUÁNDO NOS EMOCIONAMOS?

PORQUE ME TRAEN JUEGUETES
CUANDO VOY A LA PLAYA
CUANDO VEO LAS GALLINAS DE MI ABUELA
CUANDO VOY A LA PISCINA
CUANDO VEO UN GATITO
CUANDO VOY AL PARQUE

¿Y CON QUÉ O CUANDO TE EMOCIONAS TÚ?

ASÍ TRABAJAMOS NOSOTROS EN EL COLE LOS MICROS.


viernes, 3 de enero de 2014

Marcelo y la ardilla pintora ( Tariego de Cerrato)

El pasado trece de diciembre tuve la suerte de que me invitase la responsable de la biblioteca  de Tariego, Mar Calzada,  a inventar una historia con l@s niñ@s de esta localidad.
Una experiencia muy grata. Como siempre felicito a los protagonistas por su imaginación y creatividad.
Mar ha tenido la amabilidad de dejarnos por escrito el resultado. Espero que os guste tanto como a mí.

MARCELO Y LA ARDILLA PINTORA
E

rase una vez Marcelo, era muy grande, anciano, con poco pelo, gris y marrón, ojos grandes, nariz muy alargada y aguileña.                 La expresión del anciano era un poco triste y pensativa.
Al anciano le encantaba pintar, hacer cuentos, dibujar, tallar la madera, echar migas de pan a los pájaros, hacer cosas para los pájaros.
No le gustaba maltratar a los animales, ni tirar basura, contaminar, que las personas se enfadasen ni sobre todo que contaminasen el agua.
Vivía en la colina de Tariego y al lado había un bosque. Apareció a su lado una ardilla.
Un día Marcelo estaba alegre, silbando y apareció una ardilla y le dijo:
-¿Qué haces aquí? 
Y la ardilla le dijo:-Estaba cogiendo bellotas y me he despistado, iba saltando de árbol en árbol y me he despistado.
Marcelo al ver a la ardilla tan triste decidió ayudarle y le dio unas castañas.
De repente, a lo lejos se oyó decir:
-¿Pero…quién ha pintado de marrón y naranja los árboles…?
Y al escuchar eso la ardilla y Marcelo, fueron al bosque a buscar, pero por el camino, descubrieron en el hueco de un tronco, la pintura que la ardilla tenía para pintar el otoño.
Y le dijo: -¡¡¡Ten cuidado de no salir sólo por ahí!!!!

  Y colorín, colorado…este cuento, se ha acabado